29.1.09

...y así...

Primero son: "Tus cosas y mis cosas"
Luego ya todo son: "Nuestras cosas"
Más adelante la vida vuelve a separar y a ser: "Tus cosas y mis cosas"
Para pasar a la siguiente etapa, en que: "Soy yo y mis cosas"

8 comentarios:

  1. Papelitos encontrados -0:

    "Mari, mariposa. Tu eres mi cosa y yo soy cosa tuya."

    No lo he vuelto a ver.

    ResponderEliminar
  2. te está haciendo bien la madre patria!

    besos

    ResponderEliminar
  3. Falto el "devolveme mis cosas o hablo con mi abogado".

    ResponderEliminar
  4. Oh la claridad que nos regala el tiempo...y los años.

    ResponderEliminar
  5. Hola muchísimas gracias!! me alegro que te guste mi trabajo y estar en ese top!!! jejej
    si es un cuento que estoy haciendo con una editorial que se llama Apila y el cuento saldrá para navidades , subiré más ilustraciones!

    ResponderEliminar
  6. Triste, pero cierto. Y lo peor es que en el transcurso tus cosas pierden alegría, vamos, si tenías, por ejemplo, ‘mi’ futón que después se convirtió en ‘nuestro’ futón, cuando vuelve a ser ‘mi’ futón, ya no es tan alegre porque recuerdas que fue ‘nuestro’.

    ResponderEliminar
  7. Cierto.

    Besos y una sorpresa encontrate por acá en el mundo blogguero.

    ResponderEliminar